29 de abril de 2014

Semana Santa religiosa

Es esta atípica Semana Santa de sol y temperaturas primaverales casi veraniegas, no hemos tenido que ir a las procesiones embozados con la manta zamorana, gran cambio. La otra nota es que ya comienza a notarse la falta de sacerdotes. Felipe venía haciendo el papel cuando el párroco, Miguel, no podía acudir, pero se encuentra ya muy mayor y ha decidido dejarlo. Ya solo hay misa cada quince días, aunque se hacen lecturas de las escrituras el día que no viene el párroco. En estos días tampoco había oficiante para todas las citas, así que unas han contado con la presencia del párroco, Miguel, otras se han concentrado en el santuario de Rosinos (la bendición del agua del sábado santo, por ejemplo) y otros se han hecho sin oficiante, como El Encuentro del domingo. 

Aquí mi reportaje de algunos de estos momentos...

El calvario. El sacerdote acompañado d ela Cruz y los Faroles y el coro de mujeres, van haciendo las estaciones del Viacrucis dentro de la Iglesia. Se hace el jueves por la mañana y a veces se ha hecho en el Viacrucis de la calle. (Ver el Viacrucis en detalle)







La procesión de la Soledad, Viernes Santo. La imagen de la Virge del Rosario encabeza la procesión, el sacerdote detrás y el coro de hombres (Joaquín, Celso, José Luis, no sé si Gaspar, fueron los "avocioadores")

(Cánticos de la procesión, aquí. Letra, aquí )









El Encuentro. La Virgen y el Niño antes, ahora el Sagrado Corazón, se reencuentran tras la resurrección. Uno de mis momentos favoritos de la Semana Santa religiosa de Ayoó. En esta ocasión quedó algo, no sé, deslucida. No había sacerdote guiando la ceremonia, tres mujeres del coro en un lado (Elisa, Tina y Amelia), solo dos (Pilar y Vitoria) en otro... pero aún así, un emotivo acto.











Todas estas fotos y alguna más, las podéis ver en el álbum de fotos de esta Semana Santa, aquí.

27 de abril de 2014

Calurosa Semana Santa

Se me pasan los días y no pongo fotos de la Semana Santa que hemos pasado en el pueblo, unas vacaciones atípicas porque en vez de ir todos embozados y abrigados, hemos tenido que revolver en los armarios para buscar la manga corta. Sol, calorcito, buen tiempo... han sido la característica más comentada en estos días. Primavera en el pueblo, flores, verde, mucha gente, paseos, procesiones... Feria de abril en Ayoó.

Uno de los tres nidos de cigüeña que había este año en el pueblo. Aguzando la vista se observa a la pareja en el nido.

Piedras divisoras en Peñacabras.



Peñacabras.


Tobi, el perrito de Rafa, fotografiado por Oier.
Vuelo en parapente con motor por encima de Ayoó. Seguro que para él era un espectáculo pero para los que mirábamos desde abajo, también.

Por la Chana.

Pedazo bicho que nos encontramos en el camino, había muchísimos y eran grandes, de entre dos y tres centímetros de largo. Mi madre lo identificó como "coca de San Antonio". Yo nunca los había visto.

Disfrutando de la fuente del Caño.

Ante su mal estado, tiraron la casa en la que vivió Santiago Jalones.

Letras en una madera que hay en forma de mesa bajo la caseta del Guarda de los montes.

Casa de Daniel El Mudo. Tiraron todo y dejaron la fachada. Bonita rehabilitación.

Reflejos en Requeijo.

Por fin hicimos nuestra excursión a los barrancos de Congosta.

Colmenas en el camino de acceso a los barrancos.

Escarabajos en Santibáñez.
Romanticismo sobre el adobe en Santibáñez.

Mi padre, Antonio y su cuñado, Manolo, marido de mi tía Paulina.

Continúan los trabajos de acondicionamiento de la Huerta del Cura... pero como no pongan árboles...
Todas estas fotos y alguna más las podéis ver en el álbum de fotos de esta Semana Santa, aquí.

13 de abril de 2014

Ramos

Hoy, domingo de ramos. Foto de Gaby.
Hoy es el domingo de ramos, el día que da inicio a las celebraciones de Semana Santa tras el fin de la Cuaresma. En el pueblo viene haciéndose la entrada de Jesús en Jerusalem a lomos de un borriquillo, al menos en los últimos años, aunque de todo ello ya hablamos hace un tiempo, aquí: Domingo de ramos.

Hoy solo quería recordar este día en el que los vecinos portarán sus ramos hasta la Iglesia, donde los bendecirá el cura y alguno de ellos los colgarán después en las ventanas y puertas de sus casas, para ampliar esa bendición a su hogar. Otra más de las tradiciones católicas que se convierte en costumbre popular.

Foto E.P. Mencía. Año 2007.
Foto Paulina Prieto. Año 2007.
Foto Paulina Prieto. Año 2011.

La señora Guadalupe, la de Vicente, madre de Inés, si no me equivoco... Foto E.P. Mencia. Año 2007.
Ramo en mi casa. Mi madre siempre lo pone. Tomillo y laurel.

Ramo en la casa de Antonio Garcia Cano, el fontanero.